domingo, 27 de marzo de 2011

"Feira do Queixo e do Pan de Ousá" en Friol (27-03-2011)



Aprovechando, como en anteriores ocasiones,una feria tan importante y concurrida, nos acercamos otra vez a las tierras interiores de Lugo. Pasamos por Parga y también celebraba su feria, bastante estropeada por el aguacero que estaba cayendo. Así que nos acercamos a Friol. Aunque la lluvia seguía persistiendo, fue más llevadero porque se celebraba en una gran carpa. Mucha afluencia de personas. Encontramos aparcamiento porque había gente que ya se estaba marchando. Nos acercamos a comer a Cotá (Devesa) porque en los bares y restaurantes no cabía un alfiler. Muy bien.
Por la tarde, fuimos a visitar el Museo- Fortaleza de San Paio de Narla(**). Gratuito. Buena dotación de piezas, sobre todo de tipo etnográfico.

A continuación, nos fuimos en busca de un dolmen próximo a Friol, el llamado de la "Moruxosa". Muy difícil de localizar porque no hay ningún tipo de indicación.

De regreso, vinimos por Begonte, Baamonde. Aquí paramos para ver su iglesia y su curioso castaño centenario. Y regresamos tranquilamente por la N6.

PRG 93: Ruta de la Ribera del Ulla(26-03-2011)



La ruta de senderismo de la Ribera del Ulla es una preciosa ruta fluvial situada en el concello de Touro, en la que el río Ulla tiene todo el protagonismo. Empieza en Ponte Basebe hasta San Pedro de Ribeira es, sin duda, su carácter medioambiental lo que marca esta ruta: sendas de pescadores, caminos de carros, grandes fraguas,donde abundan, curiosamente las encinas, tupidas "carballeiras", escondidas cascadas y el importante paraje natural conocido como “O Pozo do Pego”. Desde Ponte Basebe y bajando por la margen derecha del río Ulla, los bosques de ribera, los restos de molinos y las abandonadas “ouriceiras”, nos aproximan hasta el hermoso paraje natural de “A Fervenza do Inferniño” y los molinos de Quintás, para descubrir cerca del camino las ruinas del Pazo de San Cristovo. La ruta de 12,8 kms. presenta ciertas dificultades por sus frecuentes desniveles.

jueves, 17 de marzo de 2011

"Feira do Queixo" de Arzúa y alrededores(13-03-2011)







Todos los años por estas fechas se celebra esta feria gastronómica. Aquí se pueden encontrar los quesos de esta denominación de origen y toda la variedad de quesos, sobre todo gallegos, que uno pueda imaginar. Estaba todo de bote en bote. Pero llegamos a una hora muy oportuna porque empezaba la degustación. Abarrote de quesos.


A continuación, aprovechamos para completar la visita del Románico del mes anterior. Nos fuimos a comer a Melide. Comimos muy bien en un restaurante a la entrada del pueblo. Nada más salir de Melide, dirección Lugo, tomamos la desviación a Furelos para ver su puente medieval, una de las estampas “meigas” del Camino de Santiago. Más adelante, pasamos por otro punto del Camino, Campo de Laboreiro.

Aquí se puede ver la iglesia románica de Santa María y un puentecillo medieval de un solo ojo a la salida del pueblo. Hay algunas maquetas de “cabaceiro” o canasto, que en su día debieron decorar con profusión el paisaje del lugar. Cuatro kilómetros después, llegamos a Meixide para visitar su iglesia románica dedicada a San Pedro, pequeña construcción de tipo rural. Y a escasos dos kms., la iglesia de San Xulián do Camiño, que es similar a la anterior. Llegamos a Palas de Rei y continuamos en dirección a Lugo. Y a un km., nos encontramos una desviación a Fontecuberta, sencillo ejemplar del románico rural. Dejamos A nuestro paso Vilar de Donas, donde no paramos, por haberlo visitado en el viaje anterior. Y llegamos cerca de Guntín.

A la entrada del pueblo, hay un indicador que nos lleva a dos lugares de interés: la iglesia de Ferreira de Pallares, construcción románica a caballo entre los siglos XII y XIII. Formó parte de un convento benedictino y conserva varios sepulcros medievales interesantes. Y “ A Ponte Cabalar” sobre el río Ferreira. Tiene cuatro ojos y sus correspondientes tajamares. Curiosamente es muy estrecha y pudo servir en sus buenos tiempos para los aprovechamientos mineros. Continuamos a Lugo para tomar la A6 que nos llevará de vuelta a A Coruña.
En esta escapada, con ocasión de la “Feira do Queixo” de Arzúa”, aprovechamos para ver distintos lugares relacionados con el Camino de Santiago con sus pequeñas iglesias románicas rurales y sus puentecillos medievales de gran encanto. Por supuesto, que encontramos todas las iglesias cerradas, aunque era domingo.

En el municipio de Vilasantar no pudimos vencer la tentación de acercarnos hasta la iglesia de Santa María de Mezonzo, ejemplar extraordinario del Románico. Y para muestra... este broche.