domingo, 25 de abril de 2010

Camino de Santiago - Etapa 8ª ( 24-04-10)

8ª ETAPA: VÍA DE LA PLATA O CAMINO SANABRÉS
Iniciamos la etapa en Vilar de Barrio, con magnífico albergue de nueva construcción. En esta villa podemos disfrutar de un bello conjunto de hórreos que van enmarcando el Camino. A partir de aquí discurre por un terreno llano, una interminable recta que cruza la comarca de a Limia. Todo terreno de cultivo salpicado de pequeñas aldeas: Bóveda, Vilar de Gomareite, Bovadela. Casas de piedra con poderosos dinteles y ménsulas que en su día sostuvieron buenos balcones, pequeños hórreos que han caído en desuso. A partir de Padroso, el panorama cambia, dejamos las tierras fértiles para entrar en una zona rocosa y silvestre. Entramos en una zoma de "fragas" y "corredoiras" mágicas. Y vamos bajando desde Cima de Vila hasta Xunqueira de Ambía. A la entrada del pueblo hay un albergue nuevo con muy buenos servicios. Y acabamos la ruta delante del monasterio de Santa María la Real. Templo del s. XII que ha sido declarado Monumento Nacional.

martes, 6 de abril de 2010

Pazos de las tierras de Lemos



La primera visita es al pazo de Fontefiz(***), en Coles, cerquita de Ourense.Este pazo está rehabilitado y está dedicado a la recuperación de las razas autóctonas gallegas .La visita a la granja es guiada y se completa con paneles informativos. Camino de Ferreira de Pantón, y para hacer tiempo, paramos a visitar el monasterio de las Bernardas(***).


Conserva su ábside románico y dentro un par de tumbas medievales, una de ellas la del “irmandiño” Diego de Lemos. Por supuesto, que todos salimos de allí con nuestra caja de riquísimos almendrados, hechos por las monjitas. Por la tarde, seguimos hacia Monforte y paramos a visitar el pazo de Tor(***), pazo señorial del s. XVIII, propiedad de la Diputación, muy bien decorado con objetos y muebles de época.

Y para acabar la jornada, nos acercamos a Monforte de Lemos para visitar el pazo Molinos de Antero(**). Residencia particular que se dedicaba a la recaudación de impuestos para la Corte. Está bastante descuidado por falta de medios pero resulta curioso por algunos aspectos singulares, como su sistema de seguridad o sus pinturas murales.